Errores más frecuentes que puede cometer el novio

Hoy repasamos los errores más comunes que, sin querer, puede cometer el novio de cara a su boda. Y que, por lo tanto, debe evitar como sea.

  1. Seleccionar el lugar del convite antes de saber cuántos invitados habrá. O empezar a contratar proveedores sin haber establecido un presupuesto para la boda.
  2. No hacer una lista de prioridades. Aún teniendo presupuesto, deberemos saber qué puede  salir de la organización de la boda y qué puede entrar… Las listas son perfectas aliadas para ello.
  3. Elegir un traje que no vaya acorde con tu personalidad. Tanto si eres clásico como si eres más moderno, el traje deberá ser según seas tú. No te dejes llevar por modas ni por convencionalismos, sé tú mismo y te sentirás cómodo, en todos los sentidos.
  4. Que el traje te vaya grande o demasiado ajustado. Esto lo evitaremos con pruebas y arreglos bien hechos, debe quedarte perfecto. Y debe ir planchado, zapatos limpios, calcetines negros… esas cosas.
  5. Ser impuntual. Por defecto, será la novia la que te haga esperar a ti, así que llega puntual o romperás esa extraña “tradición” que yo, personalmente, no consigo entender…
  6. Evadirte de la organización de la boda. Vale, aunque sepas y sepamos que nos encanta y lo hacemos encantada, no debes dejar a tu chica cargar con todo. Las decisiones se toman en conjunto y deberás involucrarte en todo.
  7. Experimentar con tu pelo y con tu piel. Tu boda no es el momento más idóneo para hacer un cambio de look ni siquiera de productos que uses habitualmente. Tienes que ser natural. Deberás arreglarte el pelo si tienes que cortarlo pero nunca hacer nada raro o diferente. Lo mismo con la piel. Cuídatela con antelación pero no te hagas algo agresivo o que desconoces cómo reaccionará tu rostro no vaya a ser que te salga algún sarpullido o aparezcan rojeces.
  8. Llegar cansando. Descansa la noche anterior, duerme bien, cena ligero y desayuna fuerte.
  9. No llevar un kit de emergencia. Unos botones extra por si alguno decide caerse, un poco de colonia o unas tiritas por si nos duelen los pies. Que parece que esto sea sólo cosa de chicas… Pero no.
  10. Olvidarse de disfrutar. Tanto durante los preparativos como durante la boda, el objetivo último debe estar siempre presente: pasarlo bien. Así que nunca te olvides, os olvidéis, de sonreír y disfrutar de vuestro día con vuestra gente.
Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Marta
Escrito por
Marta
Más artículos de Marta

Novios con tatuajes ¿por qué no lucirlos en la boda?

Los vemos a diario, hay a quien les encantan y quien no...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *